En tu viaje por Transilvania Sibiu es de visita obligada.

En tu viaje por Transilvania Sibiu es de visita obligada.

 

¿Planeas viajar a Transilvania pero no tienes claro qué hacer dónde ir? Te doy mis sugerencias desde el propio país.

Viajar a Rumanía y no visitar Transilvania es como ir a ver una peli y quedarse en el hall del cine. No tiene sentido.

Las maravillas que ofrece son de tal tamaño que el pa´ís no se “entiende” si pasas por alto la Región de Transilvania. Créeme, te lo digo desde la experiencia de los más de diez años que resido en el país.

 

       

Lo que tienes (obligatoriamente) que visitar si viajas a Transilvania :

 

  • en la pequeña localidad de Biertan, en la Región de Sibiu, encontrarás uno de los más famosos asentamientos fortificados de Europa y que forman parte del patrimonio de la UNESCO. Incluye una hermosa iglesia fortificada y su centro histórico que todavía luce como hace siglos                                                                                           
  • la muralla antigua de Sighisoara, la cual se encuentra entre las ciudadelas aún habitadas mejor conservadas de Europa                                                                                               
  • castillos, como el de Corvin (Hunyadi) o el de Peles, este último  considerado el edificio histórico más importante de Rumanía y uno de los monumentos más importantes de su tipo en Europa desde la segunda mitad del siglo XIX . Son de estilo gótico-renacentista y aún conservan su espíritu medieval más auténtico. El Castillo de peles, además también fue residencia habitual del mítico Conde Drácula.                                                                                                                                          
  • la espectacular mina de sal subterránea de Turda, construida a varios cientos de metros de profundidad (para flipar)                                                                                     
  • Brasov, una gran ciudad mezcla de tradición y modernidad que es famosa por sus antiguos artesanos y por sus sinuosas calles del casco antiguo que todavía hoy lucen las huellas del pasado                                                                                         
  • Sighisoara, pequeño pueblo lleno de antiguos monumentos arquitectónicos perfectamente conservados y que nos retrotraen a un pasado medieval                  
  • la preciosa ciudad de Sibiu con su casco antiguo de cuento de hadas y donde podrás experimentar la cultura vanguardista local mezcladas con las sajonas, estas últimas fuertemente arraigadas durante generaciones                                      
  • Viscri, Saschiz o Rupea, por solo por nombrar algunos pueblos de los alrededores, también merecen una visita si quieres profundizar la vida rural en Transilvania                                                                                                                             
  • otra fortaleza, la más impresionante de su tipo en el sudeste de Europa, con su hermosa ciudadela de Alba Carolin, construida en la cuidad de Alba-Iulia entre 1716 y 1735 y recientemente restaurada.   

 

 ¿Dudas? ¿Consultas? Mándame un email o un WhatsApp y hablamos desde Rumanía.

Vale, ya decidí viajar a Transilvania.¿Por dónde empiezo?

Buena elecciòn. No te vas a arrepentir. Para llegar a la Regiòn de Transilvania tienes varias posibilidades. La más utilizada es entrando por el Aeropuerto Internacional de Bucarest-Henri Coandă, desde la capital pero no la única.

Puedes entrar directamente por las ciudades de Cluj Napoca, Fagaras o Sibiu que también tienen aeropuerto y empezarías directamente el viaje desde la propia Transilvania. La conexiòn màs barara normalmente es la de Cluj aunque al final depende de muchos factores. Aquì te amplio informaciòn para coger vuelos baratos a Rumanìa.

Las dos opciones están interesantes y lo tendrás que valorar tu en función de tus intereses o prioridades.

Si quieres ampliar info sobre vuelos baratos a Rumania aquí la puedes obtener.

 

 

la Entrada a Rumanía desde Bucarest. Como llegar a Trasilvania, qué hacer y donde dormir.

Si entras a Rumanía desde Bucarest sería recomendable que pasaras un par de días por lo menos visitando la capital. Es una ciudad con mucho encanto y no te vas a arrepentir.

Lo mejor de Bucarest:

Es todo un verdadero placer perderse por su denso tejido urbano, visitar su  centro histórico  o la Ciudad Vieja como la llaman los rumanos o perderte en pequeñas callejuelas como la Strada Smârdan o la Strada Covaci donde, si te gusta la fiesta, podrás unirte a los muchos despistados que pasan de las comidas a las bebidas y al baile a medida que avanza la noche.

También podrás descubrir por toda la ciudad cafés al aire libre y jardines donde tomar algo de día o disfrutar del frescor de las calurosas noches de verano de Bucarest. 

 

Escena urbana en Bucarest, visita obligada si visitas Rumanía.

 

Un buen ejempo será El jardín OAR, que ofrece privacidad y música en vivo por las noches.

Visita obligada es el Edificio del Parlamento donde el dictador Ceaucescu se deleitó para dejar con la boca abierta al mundo entero y con los bolsillos vacíos a toda su población. Impresionante monumento a la desfachatez moral pero digno de visitar.

 

Te guste o no leer hay que visitar La librería Cărtureşti y su increíble Jardín de Verona en la parte de atrás.

Después, a apenas unos pasos, escondido detrás del abandonado Palatul Știrbei (Palacio Știrbei), se encuentra el exuberante Jardín del Edén.

Allí podrás comprar una botella de buen vino rumano y disfrutarlo a la sombra de alguno de sus majestuos árboles.

 

En Bucarest,  la verdadera belleza de la arquitectura eclesiástica no las verás en las grandes catedrales sino en las pequeñas iglesias y capillas.

Y éstas, generalmente se encuentran escondidas en pequeños rincones esparcidos de la ciudad.

Muchos de estos pequeños monumentos datan de los siglos XVII y XVIII mezclando elementos de los estilos bizantino, griego, otomano y renacentista.

La iglesia Stavropoleos en la Ciudad Vieja es un excelente ejemplo, con sus ricas pinturas murales y puertas finamente talladas. 

 

El arte eclesiástico en Bucarest merece la pena ser visitado.

 

Hay muchas más cosas que podrías hacer dependiendo si visitas Bucarest un día o varios. Puedes ampliar información  pinchando en el enlace .

Da la capital del país a la capital de los vampiros.

Una vez experimentado brevemente su capital, es momento de empezar a descubrir que hay detrás de sus mitos y tradiciones más arraigadas.

Viajaremos a Brasov, ya en plena región de Transilvania apenas tres horas de Bucarest.

A pesar de que no muchas personas han oído hablar de Sibiu, es el mayor municipio de la región y la capital del distrito de igual nombre.

Ubicada en el corazón de Transylvania, la región más grande de Rumanía también es uno de los lugares más famoso del mundo no sólo por su inmenso patrimonio natural, sino sobre todo, debido al mito del Conde Drácula, protagonista de la novela de Bram Stoker y que la pantalla grande hizo famoso.

Es uno de los mas importantescentro económico y cultural de Transilvania, y entre 1692 y 1791 fue la capital del Principado de Transilvania. Las calles Sibiu, Rumania – Sibiu es el mayor municipio y la capital del distrito de Sibiu, en Rumanía. Es un importante centro económico y cultural de Transilvania, y entre 1692 y 1791 fue la capital del Principado de Transilvania. Posee el título de ciudad mártir 

Sibiu es definitivamente un lugar que no debes perderte si vas a Rumania. El encanto y el misterio que rodea la ciudad  llevaron a ser nombrada uno de los lugares más mágicos del mundo por publicaciones tan prestigiosas como Lonely Planet. Tan enorme ha sido la influencia de Transilvania que Lonely Planet la nombró en el año 2016 la mejor región para visitar en el mundo.

Con uno de los patrimonios culturales urbanos más importantes (si no el que más) de Rumania, Sibiu fue la antigua Capital Europea de la Cultura en 2007 y el centro político de la numerosa minoría alemana de Rumanía.

Sibiu (Hermannstadt en alemán)
Hermannstadt, como es conocido entre la comunidad local alemana, fue fundada en el siglo XII para actuar como ciudad fronteriza para el Reino de Hungría. La ciudad se desarrolló a lo largo del tiempo, con gremios y una burguesía local que apareció a finales de la Edad Media. Sibiu ha sido el hogar de algunas de las sociedades de pensadores más importantes que surgieron en la región después de la Iluminación y la Revolución Francesa.

Hoy en día, Sibiu es una combinación de lo antiguo y lo nuevo, una de las ciudades más desarrolladas de Rumania, con un aeropuerto internacional y buenas conexiones con las redes de carreteras y ferrocarriles.

Los principales lugares de interés en Sibiu se encuentran en su gran centro histórico. Las antiguas fortificaciones de la ciudad aún se mantienen en pie y han sufrido importantes renovaciones en los últimos años. Dos de los muchos bastiones de la ciudad han sobrevivido al paso del tiempo y aún se pueden visitar: el Bastión de Haller y el “Bastión de Soldisch”

Sibiu, ciudad peatonal.
Las calles estrechas del casco antiguo lo convierten en un lugar encantador para descubrir a pie. Caminar por todo este centro histórico hará que nos deleitemos con las principales atracciones que gravitan alrededor de la Gran Plaza de la ciudad (“Piata Mare”) – el Museo Bruckenthal, (Muzeul Brukenthal) una colección de arte privada dejada como herencia del rico Conde Bruckenthal, el Museo de Historia Natural (Muzeul de Istorie Naturala), uno de los más antiguos y ricos de su tipo en Rumania o la Torre del Consejo, (Turnul Sfatului) que ofrece espléndidas vistas de la ciudad.

De visita obligada el archiconocido Puente de las Mentiras (Podul Minciunilor), un lugar rodeado de misterio donde se dice que la gente no puede mentir.

Museo de Astra de la Civilización Folclórica Tradicional

Fuera del centro, el Museo de Astra de la Civilización Folclórica Tradicional (Muzeul in aer liber ASTRA) y el zoológico de Sibiu ofrecen muchas oportunidades para pasar tiempo de calidad al aire libre. El Village Museum tiene ejemplos de casas, iglesias y molinos de tamaño natural de todas partes de Transilvania y ofrece, especialmente en verano, muchas clases de artesanía tradicional, como cerámica o tejido de punto, la mayoría de ellas al aire libre.

¡Disfrutar!

 

 

 

 

 

 

Descubre Un Hotel de Hielo en Transilvania y atrévete a pasar la noche.

Descubre Un Hotel de Hielo en Transilvania y atrévete a pasar la noche.

Viajar a Rumanía durmiendo en una cama de hielo.

Un Hotel de Hielo en el corazón de Los Cárpatos rumanos.

Si creías que lo habías visto todo espera a visitar el Hotel de Hielo que han construido, mejor dicho, que construyen cada año los rumanos junto a un lago glaciar, Balea Lac en la cima de un espectacular valle y que rodea las montañas Fagaras. 

Probablemente no sea santo de tu devoción dormir sobre un pedazo de hielo, a mí, de entrada tampoco me sedujo la idea, pero te aseguro que cuando llegas allí y lo ves, es tentador.

Y es que tiene historia detrás.

Según el Fodor’s Top fue el Balea Lac Ice Hotel, o sea, el Hotel de Hielo de Rumanía el que ocupó el tercer lugar el año 2014 entre los alojamientos esculpidos en hielo más espectaculares del mundo.

Un hotel sin calefacción

Un alojamiento increíble, a 2000 metros de altura, rodeado de aire puro, paisajes espectaculares y atracciones turísticas relacionadas con la nieve y la montaña.

La temperatura en las habitaciones es inferior a cero grados Celsius, pero mucho más cálida que en el exterior.

¿Se puede pedir máslaughing?

El hotel de hielo de Balea Lac ha sido el primer destino turístico y espacio de alojamiento en la Europa del Este de estas características siendo construido por primera vez en el invierno de 2005.

Dormir sobre cama de hielo es posible en Rumanía.

 El éxito fue tan espectacuar que fue una atracción constante durante todo el invierno para turistas y viajeros no solo rumanos sino de todo el mundo.

Más adelante se añadió una Iglesia de Hielo y un bar-restaurante también fabricado con bloques de hielo con lo que los amantes de los deportes de invierno se añadieron a la lista de clientes.

Debido al éxito de su fama rápidamente el hotel se convirtió en una auténtica marca de las Montañas de Fagaras lo que atrajo el interés de los organizadores de espectáculos, conciertos, documentales y videos.

Un hotel construido enteramente con materiales reciclables

Aunque si vida útil podríamos decir que es poco larga debido a su ubicación, todo el material de su construcción se recicla cada verano.

La belleza y singularidad del Hotel de Hielo de Balea Lac proviene del hecho de que su forma y diseño cambia cada año.

Cada temporada, los constructores proponen temática distinta que se adapta tanto en la decoración de las habitaciones como en el conjunto de las instalaciones creando eventos que se organizan en torno a ellas.

Los bloques de hielo alcanzan un tamaño de 70 centímetros y pesan casi 70 kilogramos. En menos de un mes, los artistas del hielo logran construir un hogar para los amantes del hielo y se pegan con nieve de la ladera la cual también se utiliza como material de acabado para las paredes.

La iluminación Led en el interior estratégicamente diseñada siempre crea efectos especiales.

Hotel de hielo en Rumanía

Cuando visitar el Hotel de Hielo

Resumiendo, el Hotel de Hielo es para tí si eres o aspiras ser un viajero aventurero interesado en novedades y ambientes inusuales y que te sientes cómodo en la vida al aire libre.                                                           
Tienes que estar preparado para dormir en camas de nieve o hielo, eso si, al calor de suaves y calurosas mantas de piel de oveja, diseñados para soportar temperaturas extremadamente frías.

Y tendrás que soltar la billetera ya que no es barato. Alojarse una noche oscila entre los 250 y los 300 euros.

Normailmente en Navidad se abre la temporada estando normalmente cubierta su totalidad.

Así que si te interesa vivir una experienca única tendrás que reservarlo muy anticipadamente.

Para llegar te dejo este post que te explica también como subir a la cima y que ver en los alrededores.

Primeros días del 2021 en Rumanía.

Primeros días del 2021 en Rumanía.

Recién comenzado el año lo primero que llama la atención son las altas temperaturas y la ausencia de nieve. De los más de diez años que llevo en este país es el primero, que me venga a la memoria, que no veo las nieves en esta época del año. No sin buenos augurios para el campo.

Comienzo de año y ausencia de nieves.

Año muy irregular destaca la ausencia de nieves.

 

Mis previsiones para un nuevo año.

Año realmente complicado el pasado, el que recién comienza no parece que va a ser más fácil de gestionar. Aquí en este país el invierno parece que no quiere llegar y el trabajo que normalmente se realiza en primavera lo llevo a cabo ahora, en pleno invierno. Que esto no traerá nada bueno es seguro, solo nos queda esperar su grado de alcance. En estos casos siempre me acuerdo del refrán tan castellano que dice ºaño de nieves año de bienes¨ Pues eso.

Por otra parte, no parece que se mueva mucho el nivel mental de la población de este país. Las conversaciones habituales no giran en torno a la gran pandemia ni a sus consecuencias sino a las trivialidades que se viven en el día a día. Más o menos como en años anteriores. También es verdad que me muevo en un círculo muy cerrado y puede que mi desconexión con la realidad, con otras realidades, sea grande. Bueno, eso seguro. Aunque también pudiera ser que hubiera micromundos que se mueven en torno a sus circunstancias y al ser el único que conocemos los reproducimos a todo el universo como si fuera extrapolable.

Por otra parte, mucho se comenta sobre el futuro del turismo en este país. Sus arraigadas tradiciones unido a su cultura ancestral bastante olvidada en muchos otros países mas unos precios muy competitivos para el nivel europeo hacen de este país una pieza interesante en el circuito turístico europeo.

Sobre la evolución del turismo después de la pandemia, si es que llega a terminar algún día, no parece que vaya a peligrar visto como se ha comportado en pleno confinamiento y cierre de fronteras. Hubo un movimiento interno de población muy elevado a juzgar por como los restaurantes se comportaron. Este es un buen indicador de lo saludable que son sus estructuras en mi opinión.

De cualquier manera supongo que seguirá las pautas de cómo evolucione en el resto del continente. Hay grandes intereses por parte de todas las partes implicadas en que se revierta la situación deseando de forma general las cosas vuelvan a la normalidad. Yo no creo que seamos todavía conscientes de lo que tenemos encima.

 

 

Descubre Rumanía, las tres razones definitivas por la que (si)deberías visitarlo.

Descubre Rumanía, las tres razones definitivas por la que (si)deberías visitarlo.

Si tu intención es viajar a Rumanía próximamente probablemente comiences a escuchar los repetitivos clichés. Pero..¿Tan malas son las carreteras en Rumanía? ¿Es Rumanía un país gris y oscuro? ¿Encontraremos vampiros en Transilvania?

Estereotipos rumanos, rompiendo mitos.


Viajar a Rumanía por carretera.


¿Son tan malas las carreteras rumanas?

Bueno, podríamos decir que en general la red de carreteras del país es bastante mala. No es que sea propiamente un estereotipo pero apenas tienen autovías que conectan con las grandes ciudades y apenas unas pocas autopistas.

Están todas en construcción pero los trabajos se alargan y alargan…Ingenieros buenos hay pero los políticos dejan mucho que desear.

Por el contrario, para los que les encantan vivir emociones fuertes tendrán la oportunidad de disfrutar de una de las mejores carreteras del mundo si creemos en la definición que el popular periodista

Descubre Rumanía, las tres definitivas razones por la que (no)deberías visitarlo.

Descubre Rumanía, las tres definitivas razones por la que (no)deberías visitarlo.

Ninguna nación se libra de ser encasillado dentro de un estereotipo y los rumanos no iban a ser menos. Aquí desmontamos algunos de sus mas conocidos para dar un poco luz a la verdadera realidad. 


 


Bien es sabido que las generalizaciones muchas veces no se corresponden con la realidad. Un juicio u opinión, generalmente negativo, que se forma sin motivo y sin el conocimiento necesario es un prejuicio.

Supone tener una actitud negativa y hostil hacia una persona  o grupo por el simple hecho de pertenecer a dicho colectivo.

¿Rumanía está llena de gitanos?

Este es fácil desmontar.

Nuestra corta memoria nos hace olvidar los asentamientos gitanos  de los años 80s en nuestro país y sus repercusiones sociales.

Pero la historia de este grupo étnico viene de lejos y los rumanos a menudo se irritan cuando los gobiernos o los medios extranjeros insisten en retratarlos a través de imágenes gitanas.

Los gitanos o los romaníes son originarios de la India y se han extendido a lo largo de la historia por toda Europa y donde más población encontramos actualmente es en Turkía.

Al igual que muchos grupos minoritarios a lo largo de los siglos, tuvieron sus propios tiempos oscuros y han sufrido racismo a lo largo de la historia. En Rumanía a día de hoy, apenas representan el 3% de su población

En Valaquia, Transilvania y Moldavia, los romaníes fueron esclavizados durante cinco siglos, hasta su abolición a mediados del siglo XIX.

En una nota positiva, también han sido la inspiración para muchos en las artes con Carmen y La Vie de Bohème como ejemplos principales.

Pero no vengas a Rumanía pensando que todos los gitanos son mendigos y menos aún creas que cuando los veas te van a robar lo que lleves porque estarás totalmente alejado de la realidad.

Y por supuesto, no todos los romaníes son mendigos. Algunos han estudiado y tienen un trabajo, y los gitanos tradicionales tienen sus propias costumbres y códigos de vestimenta, bien establecidos dentro de la comunidad.

En realidad verás una imagen compleja de esta minoría étnica, por otra parte como de cualquier colectivo, con reglas y tradiciones bien definidas, que visten indumentaria característica de su población fácil de reconocer por su gran colorido las mujeres y peculiar sombrero negro los barones e incluso podrás ver algunos con grandes palacios.

De cualquier modo, en una visita superficial por el el país lo mínimo que te llevarás de ellos será una agradable sorpresa por su simpatía y amor a la buena vida a pesar de trágica historia.

¿Es peligroso viajar a Rumanía?

Otro de los mas recurrentes estereotipos que mas me encuentro cuando se habla de Rumanía es que mucha gente cree que viajar a Rumania es peligroso.

Las revueltas que siguieron a la caída del comunismo más la amplificación exagerada que hacen los medios occidentales a los delincuentes mafiosos hace que la gente piense que visitar Rumanía es un deporte con riesgo.

Y nada más alejado de la realidad.

El crimen violento en Bucarest se encuentra entre los más bajos de cualquier ciudad capital de Europa, según cifras compiladas por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito. Y según NationMaster, Rumania está muy por detrás de Canadá, Finlandia, Suecia, los Países Bajos y Francia cuando se trata de asaltos, robos y secuestros.

Si hablamos de crimen y delincuencia, broncas o conflictos solo tienes que ir cualquier noche a Londres, Ámsterdam, Barcelona, Bruselas o Madrid  que tienen, por mucho, mas tasa de delincuencia e inseguridad que toda Rumanía junta.

Eso no quita que haya mafias que hacen mucho ruido y más daño pero son minoría y difícilmente se ocupan de robar a transeúntes.

Es otro concepto erróneo que desanima a visitar Rumanía a muchos viajeros..

Mi experiencia en el tiempo que conozco Rumanía, además de no tener personalmente ningún percance, la impresión que tienes cuando vas de paseo por ciudades como Sibiu, Sighisoara o Brasov es de completa seguridad.

Y no solo lo varones, solo tienes que ver las mujeres en los bares cuando toman algo lo despreocupadas que están con sus pertenencias o cuando van por la noche solas a casa.

Otra cosa es que tengas que tomar medidas de seguridad que seguro tomarías en cualquier otra ciudad, es mejor mantener oculta la cartera, teléfono o tarjetas de crédito o en lugares de difícil acceso especialmente cuando se va a lugares concurridos o cuando usamos el transporte público.

También supongo que es más seguro no aventurarse solo o sola en calles vacías durante la noche aunque yo lo hago sin ningún problema. Son cosas de sentido común. Por lo demás a disfrutar del país.

¿Es un país tercermundista?

Rumanía, si bien es cierto que no está a la altura de los países de la UE más desarrollados tampoco se puede decir que es un país subdesarrollado en el sentido que no tiene las necesidades mínimas de supervivencia

Rumanía puede ser barata, pero de ninguna manera es un país subdesarrollado. De hecho, en 2017, Rumania experimentó un crecimiento económico del 6,9%, el más alto de toda la UE.

Los profesionales de la sanidad y la educación, a pesar del patético salario que obtienen hacen que su funcionamiento sea moderadamente correcto y en lo privado muchos restaurantes ofrecen una comidas de dos platos con vino / cerveza por menos de cinco euros con una calidad mas que aceptable.

Buceando por las profundidades encontraremos grandes carencias y muchas cosas que mejorar pero para los visitantes de corta estancia, una visita a Rumanía de ninguna manera hará que lleguen a echar de menos nada que no puedan encontrar en cualquier otra ciudad de Europa.

Eso si, tienen mucho trabajo por hacer.

Y tú, ¿cuáles crees que son los más habituales estereotipos hacia diferentes colectivos?

Dímelo en los comentarios.