Cómo Viajar Implementando La Filosofía Japonesa del ¨Wabi-Sabi¨.

Viajar y descubrir nuevos espacios no tiene porque estar reñido con vivir experiencias basadas en mantener antiguas tradiciones. Éstas transmiten valores compartidos así como historias y objetivos de una generación a otra motivando a crear y compartir una identidad colectiva que a la vez crean identidades individuales.
Viajar a Rumanía
"

Leer más

La filosofía de wabi sabi o el arte de abrazar la belleza de lo imperfecto.

Cada año, en Japón a finales de marzo el país entero se cubre de polen anticipando  la llegada del fenómeno conocido como sakura (flores de cerezo) lo que deja un espectáculo sublime para sus  habitantes.

Aunque la verdadera belleza de la sakura radica en su evasión, en el significado mas arraigado que tiene en el subconciente de los japoneses.  La flor encarna la idea de wabi sabi, una apreciación por lo fugaz e imperfecto.

Wabi Sabi El arte japonés de encontrar la perfección en lo imperfecto

¿Pero…cómo se traduce “wabi sabi”?

El concepto de wabi sabi es famoso por describir de manera concisa una manera de entender nuestra existencia.

Wabi (侘 び) describe la soledad, pero no en términos peyorativos de aislamiento social, sino como un sentimiento de bienestar                    al encontrarnos sólos en la naturaleza, lejos de la sociedad, o en nuestro pequeño espacio interior.

Si wabi fuera una persona, estaría viviendo una vida humilde en una cabaña montañosa enclavada en lo profundo de las montañas, libre de las ataduras de la vida cotidiana. Sabi (寂 び) significa ser resistido, pero de una manera estoica y espartana. Es vivir de forma resilente.

Según Beth Kempton, experta en cultura japonesa y autora de Wabi Sabi: Sabiduría japonesa para una vida perfectamente imperfecta, “con el tiempo, la palabra sabi ha llegado a comunicar una belleza profunda y tranquila que emerge con el paso del tiempo. Visualmente, reconocemos esto como la pátina de la edad, la intemperie, el empañamiento y los signos de la antigüedad “.

Wabi sabi en estética japonesa y su influencia en la cultura mundial

Wabi sabi ha influido durante mucho tiempo en el arte y el diseño japonés.

Desde los jardines zen hasta la fabricación de cerámica.

Uno de los mejores ejemplos de la estética del wabi sabi se encuentra en las herramientas utilizadas en la ceremonia japonesa del té, que a menudo son vasos y utensilios imperfectos y que no coinciden.

El concepto se puede relacionar libremente con otros movimientos de cerámica como kintsugi (金 継), el arte de reparar cerámica rota con una mezcla de oro y laca en forma de pasta.

Mientras que wabi sabi se basa en la idea de que nada es perfecto desde el principio, kintsugi llama la atención sobre las reparaciones de un objeto, simbolizando la idea de que su historia es parte de su belleza.

“Creo que wabi sabi es un espíritu de encontrar y disfrutar de la belleza en algo viejo u oxidado que incorpora cambios heterogéneos”, dice el arquitecto japonés Rie Allison, quien recientemente abrió Mia Mia, una antigua boutique de ropa convertida en cafetería y bar ubicada en El pintoresco barrio de Higashi Nakasaki en Tokio. “Como arquitecto, cuando renuevo un espacio, considero la belleza de cómo el edificio ha envejecido hasta ahora y la cierta armonía junto con el nuevo diseño, y cómo este nuevo espacio envejecerá 50 años y 100 años también”.

Wabi sabi y la influencia incluso en la moda.

El concepto se extiende también a la ropa: repensar el témino de moda por el uso de una prenda antigua es wabi sabi en acción.
En el moderno suburbio de Shimokitazawa, en el centro de Tokio, por ejemplo, hay innumerables tiendas vintage que venden prendas elegantes y gastadas a quien le interese comprarlas.

Wabi sabi es esa vieja chaqueta que no puedes tirar. Te gusta el cuello arrugado y los desgastes imposibles de reparar porque aportan un carácter personalizado: uno que no se puede producir artificialmente. Es la antítesis de la producción en línea, lo contrario de la producción masiva.

Esta apreciación del tiempo por medio de los objetos antiguos o desfasados también ayuda a mantener vivas muchas de las tradiciones y nos permiten avanzar en nuestro camino hacia una vida resilente.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *